martes , 21 marzo 2023

Entrevista a la Doctora Perla Gómez Gallardo, Presidenta de la CDHDF, en la presentación de la actualización del Diagnóstico y Programa de Derechos Humanos de la Ciudad de México 2016-2021

Transcripción 027/2016
31 de agosto de 2016

 

Pregunta (P): Nada más que nos dijera la importancia y ¿cuáles son los retos ahora con este Programa?

Perla Gómez Gallardo (PGG): Se logró la actualización del Programa de Derechos Humanos de la Ciudad de México, sí hay que decirlo, que la Ciudad de México fue pionera al momento de generar este Programa de manera integral. Ahora el reto está en cómo irlo operativizando, y muy de la mano de la Sociedad Civil, academia, los propios Poderes Legislativo, Ejecutivo y Judicial.

El día de hoy se está logrando este avance y creo que será muy importante en el marco de la Constitución de la Ciudad de México, y como referencia otras entidades federativas que están creando sus Programas. Lo más importante es que las personas sepan que este tipo de organización, esta planeación tiene que llegar a su transversalidad y a su ejercicio cotidiano para que sea una mejora en las políticas públicas, en el presupuesto con visión de derechos humanos, y en las personas que en su momento podrán tener este acceso.

P: ¿Va a mejorar entonces la condición de la Ciudad de México?

PGG: La ventaja es que al tener una serie de indicadores, por primera vez las personas pueden tener, de manera directa, una forma de acercamiento, de revisión de cuáles son las políticas públicas de la Ciudad y cómo toda política pública debe llevar una visión de derechos humanos. Creo que esa parte es la más importante, el que se fijaran metas, fijaran prioridades.

Por primera vez ya hay todo un esquema de participación que va a permitir que las personas directamente puedan evaluar las acciones de Gobierno, que el propio Gobierno tenga insumos de Sociedad Civil, de la academia de cómo tienen que elaborar este tipo de acciones; y esto en su momento nos va a ayudar a que el Programa sea ese referente, que realmente se operativice, se use, que sea una función de Gobierno, pero también de Sociedad Civil.

No es un documento de instituciones, es un documento de todos los sectores de la sociedad, y en el caso de la Comisión, que está observando todo este escenario, estaremos muy pendientes de que no haya retrocesos, que haya mejores formas de medición, que haya un esquema también de participación más amplia, de inclusión como se vio en este ejercicio, y que de la mano de las políticas públicas de la Ciudad haya siempre esta visión de derechos humanos.

P: Este Programa ya existía, ¿cuáles han sido los avances hasta el momento?

PGG: Lo más importante es que desde el 2009 fue la primera entidad, y sí ha dado una referencia a nivel mundial, latinoamericana y del propio país que tuvo por primera vez, de manera ambiciosa, toda una serie de ejes de diversos derechos.

Es necesaria esta actualización porque, en su momento, también faltó incluir algunos aspectos temáticos, pero ahora viene en otra modalidad. No sólo ya la cuestión de las líneas de acción, sino metas, indicadores y formas comprobables con las que se podrán validar, por la propia sociedad, las acciones de Gobierno. Pero lo importante es que el Gobierno va a tener que planear sus acciones de política pública, de la mano de Sociedad Civil, de la mano de la academia, de todos los sectores de la sociedad; con metas que se pueden exigir y verificar en su cumplimiento. Eso es un parteaguas porque ya en esta gestión del Jefe de Gobierno vemos una segunda parte del Programa, donde ya no sólo son las bases, sino la operatividad.

Finalmente con los Programas lo que queremos es que a las personas les cambien su día a día y que sepan que hay una visión de derechos humanos que les va a mejorar esa calidad de vida.

P: ¿Cuál es la situación actual de derechos humanos en la Ciudad de México, ya que a nivel nacional están en crisis?

PGG: Bueno, afortunadamente en el caso de la Ciudad no están en una situación de alerta como en otras entidades. Sí nos preocupa como Ciudad, y en el caso de la Comisión de Derechos Humanos, la situación del desfase normativo en las leyes de Tortura y Desaparición Forzada, esperamos que en el próximo periodo de sesiones ya se aprueben este tipo de iniciativas.

La Comisión entregó una serie de estándares internacionales, porque en caso de desaparición forzada existen ya criterios que desde hace más de 15 años debió haber atendido el Estado mexicano. La Comisión lo que hizo fue acercar estos insumos al Congreso para que los hagan suyos al momento de ponerlos en la propia legislación. Si falla alguno de estos elementos pudiera no ser operativo en la situación de búsqueda de personas del registro de personas, y de todo lo que implica este derecho de las víctimas, de conocer dónde están sus familiares.

En el caso de tortura estamos manejando también una situación de que se erradique como una práctica que, como lo dijo el Relator de Tortura de la ONU, se manifiesta de manera generalizada.

En el caso de la Ciudad tenemos un documento inédito, que es una Propuesta General que identifica patrones de conducta para erradicarlos, y de la mano del Jefe de Gobierno, Procuraduría y Tribunal, estamos viendo medidas para que empiecen a hacer acciones coordinadas que permitan mostrar buenas prácticas de erradicación de la tortura. Eso a nivel nacional, también estamos atentos a la Reforma que pueda haber en materia de Ley de Víctimas. Sí tiene que haber una actualización, la Ciudad de México sí tiene esa oportunidad de crear su Ley, que pueda ser ese referente con los estándares que estamos manejando, y en el caso de la Ciudad seguimos desde diversos aspectos la complejidad de las movilizaciones, la complejidad de lo que implica también el derecho al agua, el derecho al desarrollo urbano, hay que recordar que en el mes de octubre se llevará a cabo Hábitat III, viene la sesión de lo que implica desarrollo urbano.

La Constitución de la Ciudad de México puede ser la primera en contener el Derecho a la Ciudad, que trastoca por lo menos 12 derechos humanos y que puede ayudar a un desarrollo integral. La Comisión ha dicho de manera reiterada que es importante tener un desarrollo urbano con visión de derechos humanos. Lo vamos a posicionar en el marco de Hábitat III como desarrollo urbano con visión de derechos humanos. Es la parte de la complejidad, porque siendo la Ciudad de México la metrópolis, la megalópolis, se trata de diversos aspectos, desde medio ambiente, movilidad, desarrollo urbano, cultura, derechos de los jóvenes, más de 53 derechos que también estaremos pendientes, en el caso de la Comisión, de cómo se va armando la Constitución.

Ya esta semana logramos entregar a todos los Constituyentes integrantes designados y electos un CD de información que estará disponible en nuestro portal, con todos los insumos para reflexión en materia de derechos humanos, un mapa interactivo sobre cómo percibe la gente las violaciones en sus colonias, una serie de Recomendaciones pendientes y por cumplir, las situaciones de agendas que se revisaron con Sociedad Civil, tanto personas LGBTTTI, el tema de derechos económicos, sociales y culturales (DESC), afrodescendientes, cultura, toda una serie de insumos para que lo puedan ir valorando las próximas diputadas y diputados que estarán deliberando el documento que entregue el Jefe de Gobierno con la cuestión también que seguimos exhortando de que no haya retrocesos, se puede poner que todos los derechos vigentes se conservarán y que este documento de Carta Magna los estará ensanchando.

Y la parte de género: no entendemos en documento de Constitución de la Ciudad si no viene con los aspectos de género, considerando no sólo la cuestión demográfica, sino la situación también libre de violencia que queremos tener las mujeres en nuestra Ciudad y ese referente es muy, muy enfático, la Constitución en beneficio de todas las mujeres y de todas las personas que habitan y transitan en la Ciudad. Muchas gracias.