martes , 31 enero 2023

Derechos Económicos, Sociales, Culturales y Ambientales no pueden estar supeditados a otros derechos

Boletín 170/2013
21 de mayo de 2013

• En el Día Mundial de la Diversidad Cultural para el Diálogo y el Desarrollo, Ombudsman capitalino enfatiza que tienen rango constitucional desde junio de 2011

El Presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), Luis González Placencia, exhortó al Estado mexicano a suscribir el protocolo de Derechos Económicos, Sociales, Culturales y Ambientales (DESCA), toda vez que desde junio de 2011 ya están en el mismo nivel jerárquico del resto de los derechos humanos a los que está obligado a observar ante la Comunidad Internacional.

En el marco del Día Mundial de la Diversidad Cultural, para el Diálogo y el Desarrollo, se refirió a la “imperiosa necesidad de considerar a los DESCA como parte del conjunto de los derechos humanos de todas las personas, que no pueden ni deben estar jerarquizados o supeditados a la satisfacción de otros derechos”.

González Placencia dijo que es fundamental generar políticas inclusivas de las diversas maneras y expresiones culturales, para promoverlas y reconocerlas plenamente.

“Dedicar este día a la diversidad cultural plantea la posibilidad de entender como diversas, más que como diferentes, a las distintas expresiones culturales humanas”, insistió.

Y es que, explicó, “Cuando pensamos en diversidad, pensamos en una especie de red constituida por múltiples modos, todos los cuales tienen exactamente el mismo valor y son el centro respecto del resto, están en la misma jerarquía; en esa lógica, una red siempre está abierta a la inclusión y es también una manera de abatir la discriminación”.

 El reconocimiento de Naciones Unidas del 21 de mayo como Día Mundial de la Diversidad Cultural para el Desarrollo y el Diálogo, significa también, agregó el Ombudsman capitalino, un cambio paradigmático sobre las nociones de la diversidad, respecto de los de diferencia.

 “El concepto de diferencia nos hizo hablar durante muchos años de jerarquías entre lenguajes y dialectos, mitos y religiones, arte y artesanías. En esa misma lógica ha inspirado muchas maneras de exclusión que, a final de cuentas suponen también discriminación”, advirtió.

 En conferencia de prensa, el Presidente del Consejo Nacional para Prevenir y Erradicar la Discriminación (CONAPRED), Ricardo Bucio Mújica, señaló que la diversidad como eje de planeación de un México cohesionado pasa necesariamente por el respeto a la diversidad cultural: “Tenemos culturas, subculturas e infraculturas, dependiendo de la posición en la que estamos”.

 Dijo que, de acuerdo con la Encuesta Nacional sobre Discriminación en México (ENADIS 2010), las y los jóvenes en México parecen estar cada vez más dispuestos a aceptar la diversidad cultural, religiosa, sexual y política de las personas, así como a reconocer los derechos de las diferentes comunidades sociales.

 No obstante, advirtió también que “En este mismo grupo de población, hay un menor reconocimiento de los derechos de los extranjeros; hay mucha mayor percepción de xenofobia y una mayor justificación de la violencia de género”.

 Como parte del Movimiento Nacional por la Diversidad Cultural de México “Es tiempo de reconocernos distintos y valorarnos”, del cual forma parte la CDHDF, también estuvo presente el Coordinador General de Educación Intercultural y Bilingüe (CGEIB) de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Fernando Salmerón Castro.

 Asimismo, la especialista en Educación de la Oficina de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) en México, Mariana Cruz Murueta; la Directora General de Culturas Populares, Alejandra Frausto Guerrero; y la Directora General de Educación Indígena, Rosalinda Morales Garza.

 Como parte de las actividades del Día Mundial de la Diversidad Cultural, para el Diálogo y el Desarrollo, la CDHDF llevó a cabo una presentación de estampas de la Guelaguetza y una exposición de artesanías en la explanada “Gilberto Bosques”, en su edificio sede.