jueves , 26 enero 2023

Delegado en Cuajimalpa ignora llamado de la CDHDF para dar respuesta a Recomendación 9/2011.

Boletín 62/2012
16 de febrero de 2012

  • De las 11 autoridades a quienes se dirigió la Recomendación, es la única que ha sido omisa en su respuesta

La Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) reprueba la actitud de la Jefatura Delegacional en Cuajimalpa de Morelos, ya que la fecha no ha dado respuesta sobre la aceptación o no aceptación de la Recomendación 9/2011, a pesar de los múltiples requerimientos de este Organismo.

El pasado 8 de diciembre de 2011, la CDHDF emitió dicha Recomendación por falta de implementación de mecanismos específicos para la prevención, atención, investigación y en su caso sanción de cualquier acto de violencia contra las mujeres al interior de las instituciones y dependencias del Distrito Federal.

Cabe destacar que de las 11 autoridades a quienes se dirigió la Recomendación 9/2011, la Jefatura Delegacional en Cuajimalpa es la única que ha sido omisa en su respuesta.

El instrumento fue dirigido, entre otras autoridades, al Jefe Delegacional en Cuajimalpa de Morelos, por violación al derecho de las mujeres a una vida libre de violencia de tipo psicoemocional, física, sexual, económica y de violencia institucional en agravio de una  trabajadora  de  esa dependencia.

Lo anterior cobra gran relevancia pues con la falta de respuesta el mensaje que se envía no sólo es de desconocimiento a las facultades de la CDHDF, sino la falta de sensibilidad para el respeto de los derechos de las mujeres, en este caso, las que laboran en esa Jefatura Delegacional.

La complejidad del fenómeno de la violencia tiene como consecuencia, la violación de un conjunto diverso de derechos de los que son titulares las mujeres, que en muchas ocasiones inicia en el ámbito laboral. Ello se acentúa por la omisión de la perspectiva de género en las políticas públicas imperantes en algunos ámbitos del  Distrito Federal.

Por ello, la CDHDF exhorta  al Jefe Delegacional en Cuajimalpa para que otorgue la debida atención a un asunto prioritario, como es el respeto a los derechos humanos de las mujeres trabajadoras y para que dé respuesta al planteamiento de este Organismo.