martes , 31 enero 2023

Entrevista al Doctor Luis González Placencia, en la Conferencia de Prensa por el caso de Fosas Clandestinas en el Norte del País

Transcripción 59/2011
25 de julio de 2011

Pregunta (P): ¿Ustedes ya hicieron una especie de queja, un Informe Especial a la Procuraduría para que les informe qué es lo que ha sucedido, o en qué van  las investigaciones?

Luis González Placencia (LGP): Hoy estaremos seguramente evaluando la posibilidad de abrir la queja de oficio. Es altamente probable que la abramos y será uno de los temas que discuta con el Procurador esta tarde.

P: ¿Con base en qué se abre esa queja?

LGP: Con la nota que tuvimos ayer, por tratarse de una persona que es miembro de la comunidad LGBTTTI, nos parece que es importante que se deslinde cualquier tema que tenga que ver con que su muerte tenga que ver con su participación en el movimiento.

P: ¿Hay indicios de que se trate de un crimen de odio?

LGP: Es lo que vamos a analizar hoy, no tenemos todavía claridad sobre eso, vamos a ver si hay elementos, y si los hay abriremos la queja.

P: ¿La Comisión ha establecido contacto con grupos de la diversidad sexual para conocer más a detalle  esa situación?

LGP: No, todavía no, esta mañana vamos a analizar el caso, y de ser necesario veremos con qué grupo nos comunicamos.

P: ¿Sin embargo es muy emblemático que una persona que es coordinador en un partido político sobre las diversidades sexuales pierda la vida de una forma violenta?

LGP: Sí, desafortunadamente eso podría tener que ver con un patrón que se ha seguido en casos de homofobia. Esperamos que no sea así, pero de ser así, esa es uno de los que le plantearemos al Procurador.

P: ¿En ese aspecto se ha avanzado, en cuanto a la violencia hacia personas de la diversidad sexual?

LGP: Creo que se ha avanzado desde el punto de vista formal, porque hoy tenemos leyes que protegen mucho más a los miembros de las comunidades de la diversidad sexual. Desafortunadamente lo que ha ocurrido es que el avance en esas leyes ha propiciado también una manifestación más clara del rechazo y de la homofobia. Pensamos que es importante por lo tanto, que no solamente estos avances se queden en el plano formal sino que se establezcan políticas públicas inmediatas para la protección de estas personas.

P: En relación a estas medidas precautorias ¿cuánto tiempo se trabajó para poder llegar a esta…?

LGP: Trabajamos conjuntamente diversas organizaciones, incluso la Procuraduría de Derechos Humanos de Guatemala y la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, lo hicimos aproximadamente durante un mes. Están ya solicitadas a la Comisión Interamericana, estamos en espera de que sean emitidas. La Comisión nos solicitó más información, ya se la hicimos llegar, y hoy le recordaremos al Relator, para que también él nos ayude a que las medidas puedan ser implementadas.

P: Estoy en lo correcto si son los protocolos de identificación y la base de datos.

LGP: Sí, así es, tiene que ver por supuesto con que generen las condiciones para que esta base de datos se pueda conformar, de manera válida, y también para que establezcamos los protocolos para la identificación de los cuerpos.

P: ¿Qué debe incluir esa base de datos?

LGP: Es una base de datos de ADN, que toma muestras de una población amplia de personas de quienes se conoce que han tenido familiares que migran. Entonces, esa base de datos se conforman con esas muestras, y después eso es lo que sirve para confrontar el ADN de las personas fallecidas.

P: Con relación a las 14 víctimas que están en el Estado de México, ¿ustedes ya han solicitado a la Procuraduría del Estado que no las vaya a enviar a la fosa común?

LGP: Lo que estamos haciendo es justamente a través de la Comisión Interamericana…

P: ¿Qué ellos dicten esas medidas?

LGP: Esas medidas precautorias, así es.

P: ¿Para evitar que vayan a la fosa común?

LGP: Así es.

P: ¿Y que se agoten todos los términos?

LGP: Sí, porque si se van a la fosa común después va a ser mucho más difícil tener criterios para identificarlos, o se pueden confundir como ya ocurrió.