viernes , 27 enero 2023

Preocupa a CDHDF que no se logre diálogo entre el GDF y Frente amplio contra la Supervía Poniente

Boletín 02/2011
1 de enero de 2011

La Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) expresa su preocupación porque no se logre el diálogo entre el Frente Amplio en contra de la Supervía Poniente en Defensa del Medio Ambiente. Magdalena Contreras, vecinas y vecinos de la colonia La Malinche y el Gobierno del Distrito Federal (GDF).

 Este día se registró un incidente de violencia en la zona a partir de la falta de diálogo entre las partes. En este contexto, cabe recodar que el Frente Amplio ha realizado diversos llamados a las autoridades capitalinas, mesas de trabajo, foros, incluso se formó una comisión civil de acompañamiento para analizar y discutir el proyecto, sin que haya respuesta.

 Preocupa también a la CDHDF, a decir de los vecinos, que el Gobierno capitalino no haya presentado hasta el momento un plan de protección civil respecto a los trabajos de demolición que ya se realizan, ante el temor de las personas que aún viven en La Malinche de que esté en riesgo su integridad física, sus viviendas o patrimonio.

 De igual forma esta Comisión teme por la seguridad de quienes realizan trabajos de obra debido a que ha observado falta de equipo protector, ya que algunas de las personas no portan cascos cuando demuelen los predios o guantes para colocar alambres de púas.

 Otro elemento a considerar es la contaminación que se está generado en la zona, ya que serán 51 predios aproximadamente los que se demolerán y hay viviendas que no fueron expropiadas pero que están a junto a otras que sí lo fueron.

 La presencia policiaca el día de hoy se tradujo en cercos que impidieron a vecinos ingresar o salir a su domicilio de forma peatonal o vehicular, por lo que la CDHDF llama al GDF a evitar este tipo de afectaciones.

 La CDHDF enfatiza su llamado al Gobierno del Distrito Federal para que dialogue con el Frente Amplio contra la Supervía, vecinas y vecinos de La Malinche, a fin de encontrar una solución sin poner en riesgo la integridad de las personas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *