viernes , 3 febrero 2023

Boletin 230/2010 La política pública de salud mental debe plantear esquemas exclusivos

La política pública de salud mental debe plantear esquemas exclusivos
Boletín 230/2010

13 de agosto de 2010

 

El Presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), Luis González Placencia, expresó la necesidad de llevar adelante una política pública en salud mental en la ciudad de México, que incluya una ley que le dé marco jurídico.

 

Al participar en el foro “Hacia una Política de Salud Mental en el Distrito Federal”, organizado por la Comisión de Salud y Asistencia Social de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), se pronunció por un cambio de paradigma en la política pública de salud mental, a fin de que sea respetuosa de los derechos de las personas.

 

“Tenemos que trascender los paradigmas y las posiciones asistencialistas o paternalistas, que tienen como efecto la estigmatización de las personas”, precisó.

 

En el Salón Benito Juárez de la ALDF, consideró que una política de Estado en materia de salud no debe estar dirigida de manera predominante a modificar la condición de las personas, pero sí su situación, su entorno.

 

“El Estado debe generar situaciones que empoderen a las personas”, detalló el Ombudsman capitalino.

 

De lo que se trata, añadió, es de generar condiciones de accesibilidad universal para que las personas que sufren una discapacidad emocional tengan menos desventajas de las que en general tienen.

 

“Ese es el reto de una política pública con visión de derechos humanos: plantear esquemas inclusivos, en los que las diferencias no son condición para la estigmatización, para la segregación”.

 

Por su parte, la Presidenta de la organización Voz Pro Salud, AC, Gabriela Cámara Cázares, se manifestó también a favor de que la ciudad cuente con una Ley de Salud Mental que proteja al usuario y usuaria y a su familia, ya que su principal enemigo es el estigma.

 

“Los servicios de salud tienen un gran estigma ante las enfermedades mentales y carecen de actualización en el reconocimiento de sus síntomas”.

 

Indicó que de acuerdo con la Encuesta Nacional de Enfermedades Mentales 2003, del Instituto Nacional de Psiquiatría, 7% de la población mexicana tiene depresión mayor; 1.6% bipolaridad; 1% esquizofrenia; 14.6% trastorno de ansiedad y 2.4% trastorno obsesivo compulsivo.

 

Agregó que según la Organización Mundial de la Salud (OMS), dos de cada 10 jóvenes presentan un trastorno mental y una de cada cuatro familias tiene un ser querido cercano que padece esta enfermedad.

 

Gabriela Cámara Cázares apuntó que el costo de la atención a la salud mental es 72% superior a otras enfermedades, de acuerdo con datos de la OMS.

 

Advirtió que el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) ha alertado del aumento de los suicidios entre la juventud, sobre todo de adolescentes y jóvenes entre los 12 y los 18 años; los cuales, dijo, la OMS los relaciona en un 90% con enfermedades mentales.

 

Afirmó que 75% de las enfermedades mentales empiezan en la adolescencia, aunque precisó que la mayoría de las personas con estos padecimientos son productivas y continúan con su vida adelante.

 

En el foro “Hacia una Política de Salud Mental en el Distrito Federal” estuvieron también presentes la Presidenta de la Comisión de Salud y Asistencia Social de la ALDF, Diputada Maricela Contreras Julián; y los integrantes de dicha Comisión, Diputados Axel Vázquez Burguette y Carlos Augusto Morales López.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *