viernes , 27 enero 2023

Boletín 140/2010 Urge invertir en políticas públicas que garanticen Derechos de la Niñez Migrante

Urge invertir en políticas públicas que garanticen Derechos de la Niñez Migrante
Boletín 140/2010

29 de mayo de 2010

 

Ante la situación de riesgo que padecen niñas y niños migrantes no acompañados es urgente la inversión en políticas públicas que garanticen sus derechos, destacó el Relator para la Libertad de Expresión y Atención a Defensoras y Defensores de Derechos Humanos, de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), Gerardo Sauri Suárez.

 

Explicó que de acuerdo con las recomendaciones hechas a México en 2006 por parte del Comité de los Derechos del Niño de Naciones Unidas de 2006, se requiere de un Sistema Nacional de Protección de los Derechos de la Niñez, expresado a nivel municipal, estatal y federal.

 

Durante la presentación del libro «Más allá de la frontera, la niñez migrante: son las niñas y niños de todos», Gerardo Sauri enfatizó que para generar políticas públicas es fundamental conocer en donde están los problemas urgentes de atender, con la intención de trazar líneas de acción que fortalezcan los programas ya existentes: «No se trata de tirar a la basura los esfuerzos que ya se están realizando».

 

El libro autoría de Silvia Ramírez, dijo, hace un esfuerzo por recuperar lo hecho en materia de política pública tanto en el ámbito federal como local sin descalificaciones.

 

«Visibiliza las desigualdades en las relaciones de poder entre niñas, niños y adultos. El primer capítulo del texto esté dedicado al marco teórico que permite retomar los aportes de la sociología de la infancia, poco desarrollada en México», apuntó.

 

Aseveró que no lograr cruzar la frontera es una experiencia que marca para toda la vida a niñas y niños que lo intentan, por el alto nivel de frustración que les provoca.

 

En este contexto, subrayó que otro logro del texto es darle voz a las y los migrantes. Relató que en enero de esta año se presentó en la CDHDF el libro fotográfico «Migración, Sueños y Esperanzas del Sur», del fotógrafo Luis Enrique Aguilar.

 

Por su parte, la Directora de Caminos Posibles S.C. y autora del libro, Silvia Ramírez Romero, dijo que la condición de esta niñez migrante no acompañada plantea la construcción de políticas públicas horizontales, abiertas, «no son suficientes los foros, las políticas fragmentadas, necesitamos una política de Estado, de fondo, integral, y plantearnos qué significa que una niña o un niño a su corta edad viva estas experiencias tan devastadoras, y qué tenemos que hacer».

 

Señaló que hay problemáticas detrás de estas historias, como la pobreza en las comunidades; explicó que en el Sur, por ejemplo, las razones de la salida de las niñas, niños y adolescentes es por violencia, en los hogares o violencia social. «El dilema ético es sí los repatriamos, les damos seguimiento y ¿la mejor opción es regresar a una familia de la que salieron por violencia, por abandono?», preguntó.

 

Subrayó la necesidad de incidir en un enfoque integral de protección de derechos humanos de esta infancia, restablecer su derecho a la seguridad, a reintegrarse con la familia, a la educación, «porque el 65% de las niñas y niños que se van estaban trabajando antes de irse».

 

Añadió que son niños con necesidades específicas que enfrentan esta disyuntiva, en el caso de los menores de 12 años con un familiar que puede pagar para que pase y en los de 13 a 17 años que son la mayoría y varones, es para buscar opciones de vida para trabajar.

 

A su vez, la Subdirectora de Enlace con Dependencias y Entidades Federativas del Instituto Nacional de Migración (INM), Patricia Fragoso, dijo que el INM encabeza una Mesa de Diálogo Interinstitucional sobre niñas, niños y adolescentes migrantes no acompañados y repatriados y mujeres migrantes, foro para dar atención integral a la niñez mexicana que viaja a Estados Unidos y a la extranjera que cruza territorio nacional para llegar a ese país.

 

Apuntó que este foro multidisciplinario, cuyo interés es generar políticas públicas integrales que permitan dar solución a la problemática de la niñez migrante no acompañada, ha dado lugar a un modelo de atención con el interés de brindar protección a esta niñez desde el momento que es detectada y a lo largo de todo el proceso migratorio, hasta que el niño es reinsertado en su comunidad de origen.

 

Destacó que el modelo de atención consideró la figura de Oficial de Protección a la Infancia (OPI) en 2007, que son Agentes Federales de Migración seleccionados de conformidad con un perfil delimitado por el Sistema Nacional DIF.

 

Consideró valioso el libro de Caminos Posibles, ya que los testimonios de los propios afectados permite visualizar los vacíos y errores que está cometiendo la autoridad migratoria. Expresó que el Estado reconoce el trabajo que realiza la Sociedad Civil para atender esta problemática.

 

En tanto, el investigador del Departamento de Estudios Internacionales de la Universidad Iberoamericana (UIA); Javier Urbano Reyes, aseguró que la migración no debe verse como un problema sino como un fenómeno social. «Es síntoma de la disfuncionalidad de la política pública, corrupción e incapacidad de gestión», enfatizó.

 

Invitó a las personas migrantes a que sean los autores de sus propios libros para que platiquen sus problemáticas, con la intención de generar elementos para erradicar esta situación de riesgo

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *