jueves , 26 enero 2023

La intervención inmediata es fundamental para garantizar los derechos de niñas y niños víctimas de violencia

Boletín 281/2009
3 de noviembre de 2009

 

Para atender la problemática en la salvaguarda de los derechos de la niñez, la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) y el Hospital Pediátrico de Iztapalapa crearon hace tres años una red contra la violencia sexual y el maltrato infantil.

El Director de Educación y Formación para la Paz y los Derechos Humanos de la CDHDF, Raúl Zúñiga Silva, explicó que a través del trabajo conjunto se brinda atención jurídica, legal, médica y protección a los derechos de niñas y niños.

Durante la inauguración del curso Sistema de Protección a la Infancia del Hospital Pediátrico de Iztapalapa, explicó: “No es fácil levantar una declaración a un niño de 5 años que ha sufrido abuso sexual por ejemplo, en donde su tiempo y espacio es diferente; se rompe su estructura y esa situación los vulnera todavía más”.

Uno de los mayores problemas que le interesa transformar a la CDHDF, enfatizó, es la doble violencia que padecen niñas y niños en la ciudad de México: la directa a través de golpes y castigos físicos, y la indirecta que no se ve y que muchas instituciones realizan victimizándolos doblemente.

La Comisión, destacó, acompañará este modelo de protección infantil con la intensión de replicarlo en las 16 delegaciones del Distrito Federal. En él participan la Secretaría de Salud del Distrito Federal (SS), la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), el Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia del Distrito Federal (DIF-DF), la asociación Antenas por los Niños A.C., y la Oficina de la Defensoría de los Derechos de la Infancia A.C. (ODI).

“Acciones como esta van vinculadas con el Programa de Derechos Humanos del Distrito Federal que busca generar políticas de Estado que favorezcan los derechos una población que permanentemente es vulnerada”, indicó.

La Directora de la ODI, Margarita Griesbach Guizar, al explicar el proyecto desarrollado en el Hospital Pediátrico de Iztapalapa sostuvo que los derechos de la infancia son más vulnerables en comparación con los de los adultos. Por tal motivo, expuso, los elementos centrales para un sistema de protección a este sector de la población son: judicial, ministerial y asistencial.

“Hay una intervención inicial en donde se dice de manera urgente ‘a este niño hay que separarlo de la familia y brindarle protección’, pero nadie le da seguimiento. Se ven trastocadas garantías fundamentales del niño y esto no puede suceder sino a través de una determinación judicial”, subrayó.

Relató que la intervención inmediata es fundamental para garantizar el respeto de los derechos de niñas y niños en situación de riesgo, porque a nivel nacional no se lleva a cabo. Lo que propone el Hospital, sostuvo, es convertirse precisamente en el punto de articulación entre los actores involucrados a fin de generar acciones coordinadas de protección.

“La detección de un niño da aviso inmediato a un equipo especializado dentro del Hospital equipado con las herramientas técnicas para dar atención inicial; inmediatamente da parte al DIF-DF a quien corresponde brindar la atención psicológica y de trabajo social, tanto con el niño como con la familia, y la representación legal del niño; también se da aviso a la Procuraduría para intervenir de manera pronta y adecuada a las necesidades del infante”, subrayó.

Griesbach Guizar señaló que los principios de protección integral que propone este modelo son: 1) menor separación posible de la familia; 2) intervención restitutiva y no sustitutiva; 3) adecuación procesal penal para el cumplimiento de los derechos de las y los niños; 4) formalización judicial de toda afectación a los derechos del niño o niña y su familia; y 5) seguimiento a largo plazo.

En tanto, el Director del Hospital Pediátrico de Iztapalapa, Ramón Carballo Herrada, aseguró que el proyecto Sistema de Protección a la Infanciabrindará justicia al lograr que aquellas personas que causan daño moral, físico o sexual sean castigadas conforme a la ley.

“Cuando lo más bello que son las niños y los niños, en donde está la nobleza, la blancura del ser humano, se ven afectados, ahí yo creo que es donde se debe incidir de una manera fuerte y decidida”, dijo.

Por su parte, la encargada del Programa de Atención a Niñas y Niños en Situaciones de Violencia del Hospital Pediátrico de Iztapalapa, Bony Mendoza Huerta, afirmó que la Delegación Iztapalapa ocupa el primer lugar en casos de violencia contra la infancia.

Detalló que en lo que va del año el Hospital Pediátrico ha atendido más de 120 casos de violencia infantil, como abuso y agresiones físicas y sicológicas, en los que las y los agresores forman parte del entorno familiar de la víctima.

La pediatra alertó que a nivel mundial mueren cinco niñas y niños al día por algún tipo de violencia.

Ante este contexto, exhorto a reconocer la atención hacia la infancia para garantizar su acceso a la justicia como punto indispensable para su protección, pues gran parte de la violencia hacia ellas y ellos se da a puerta cerrada y sin testigos.

En la presentación del proyecto Sistema de Protección a la Infancia del Hospital Pediátrico de Iztapalapa estuvo presente Sergio Salazar Segura, en representación de la Fiscalía de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) en la Delegación Iztapalapa.

Durante la primera sesión del curso se abordaron las temáticas: violencia y género, la violencia de género en las niñas y los niños, los factores de riesgo, el Síndrome de Estocolmo, inhabilidad aprendida y el ciclo de violencia.

En la segunda sesión se analizó el maltrato infantil, su clasificación y el tema Testigo silencioso. En la tercera se discutió acerca de las consecuencias de la violencia, el impacto de la violencia en la niñez y el Síndrome de stress postraumático.

En la cuarta sesión se abordó el tratamiento de casos de violencia, la atención a estos casos, la traumatización vicaria, la resiliencia, las obligaciones de protección a la infancia y los elementos necesarios para un sistema de protección a la infancia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *