viernes , 3 febrero 2023

La fortaleza de la CDHDF, vinculada a la fuerza de la sociedad civil: Luis González Placencia

Boletín 272/2009
25 de octubre de 2009

El Ombudsman capitalino, Luis González Placencia, dialogó con Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC) y destacó que la fortaleza que ha logrado la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) en los últimos años está íntimamente relacionada con la fuerza que tienen estos organismos en la ciudad de México.

En la reunión con un centenar de representantes de OSC, los defensores expresaron inquietudes y plantearon temas de urgente atención en la agenda de Derechos Humanos en la ciudad, tales como la Seguridad, Seguridad Humana, jóvenes, Infancia, Medio Ambiente, Justicia Penal, enfoque de género, Discriminación, Discapacidad, Derechos Sexuales y Reproductivos, personas en situación de calle, diversidad sexual, educación, indígenas, personas en reclusión.

Planteó que la óptica de defensa de la CDHDF tiene que impregnarse del punto de vista de las poblaciones que son afectadas por las violaciones a los derechos humanos, de manera que una plataforma de trabajo está en tener intercambios y aprovechar la experiencia acumulada de estas agrupaciones en múltiples temas, para formar en las Visitadurías de la CDHDF este expertis requerido.

“Hemos planteado la necesidad de especializar las Visitadurías en función de problemas y no de autoridades, que las y los Visitadores se especialicen en un enfoque de problemas, de problemas estructurales, como el tema del agua, el aire, la basura y dar una atención contundente”, apuntó.

González Placencia dijo que es importante tener el respaldo social de las Recomendaciones y que las OSC ayuden “a elevar el costo de la no aceptación o el no cumplimiento de estos instrumentos recomendatorios”.

Señaló que además se van a vincular las Recomendaciones de la CDHDF a los planteamientos del Programa de Derechos Humanos del Distrito Federal para reducir las posibilidades de argumentar la no aceptación de parte de la autoridad. “El papel de la sociedad civil como elemento de respaldo para las acciones de la CDHDF es fundamental”.
Por otra parte, hizo énfasis en la necesidad de comprometerse con una estrategia que reclame la reducción de la violencia en el país. Consideró un error de la política pública plantear el tema de la violencia asociada al delito como si ésta apareciera de pronto y no tuviera una relación con otras seguridades, “básicamente lo que se plantea como Seguridad Humana, que tiene como finalidad producir equidad, producir condiciones de vida mejores”.
Señaló que lo que se vive en el país expresa violencia social, relacionada al delito, a la no satisfacción de una importante serie de Derechos Económicos y Sociales; “muchos de los problemas que ahora enfrentamos si bien no se explican de manera directa con la insatisfacción de esto Derechos, sí tienen un contexto importante en ese sentido”.

Estimó fundamental vincular esta violencia asociada al delito, con la violencia estructural, la violencia social, e indicó que cuando se habla de seguridad, de justicia penal, de las cárceles, “es esencial poder hacer la relación con lo que implica desde la perspectiva de las carencias sociales”.

Comentó que la reorganización de las Visitadurías de la CDHDF y el planteamiento del Programa de Derechos Humanos del Distrito Federal, en el área de Promoción y de Fortalecimiento, va encaminado a enfocar con una perspectiva integral el problema de la violencia asociada al Sistema Penal y a los mecanismos de Seguridad Pública, con el problema de la violencia ligada a la insatisfacción de los Derechos Económicos Sociales Culturales y Ambientales (DESCA).

Al escuchar la multiplicidad de temas que ocupan el quehacer de defensa de los Derechos Humanos de las OSC, el Ombudsman capitalino destacó sus elementos y preocupaciones en común los cuales, confió, ayudarán a construir agendas de trabajo integrales y transversales y racionalizar la intervención de la CDHDF.

Les solicitó su apoyo para generar enfoques integrales, “más allá de las agendas particulares”, para consolidar un movimiento de Sociedad Civil que se proyecte hacia los estados de la República, porque, aseguró, parte de los retrocesos, en temas como los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres, tiene que ver con la ausencia de sociedad civil fortalecida en las entidades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *